En el programa AJ buscamos construir escenarios educativos innovadores en escuelas primarias. Se fomenta la participación activa de educandos, maestros, directivos y padres de familia, para conformar una comunidad de aprendizaje. En ésta todos los miembros contribuyen a construir conjuntamente los saberes culturales. En las comunidades de aprendizaje que se han creado alrededor de AJ, participan además investigadores y estudiantes de instituciones de Educación Superior como la UNAM, la Universidad Pedagógica Nacional y el Colegio de México.

Como resultado de su participación, todos los miembros de la comunidad de aprendizaje obtienen diversos beneficios. Estos incluyen, de manera central, el logro de una educación de calidad para todos. Además, los educandos se forman para participar de manera competente y autónoma en actividades de la vida escolar y extra-escolar. Maestros y directivos cuentan con recursos didácticos útiles para enriquecer y transformar las prácticas de enseñanza y aprendizaje, así como el funcionamiento de toda la comunidad escolar. Los padres tiene apoyos para extender la educación de sus hijos al hogar y la vida en sociedad. Por último, la escuela es un escenario idóneo para que los académicos de instituciones de educación superior contribuyan al logro de las metas educativas, al mismo tiempo que realizan investigación y forman profesionalmente a las futuras generaciones de estudiantes.