En AJ se pretende que los alumnos desarrollen habilidades para ser competentes en la solución de diversos tipos de problemas. Para esto, deben plantear, enfrentar y llevar a cabo procedimientos para confrontar diferentes situaciones y problemas de manera individual y colectiva. En este programa se promueve que los niños, a través de proyectos significativos, se vayan apropiando de estrategias generales y específicas de solución de problemas.

En relación con las estrategias generales, éstas brindan un procedimiento flexible para abordar diversas situaciones. Incluyen actividades como el análisis de las metas; la planeación y puesta en marcha de procedimientos; la verificación de los resultados; así como la toma de medidas correctivas. Sin embargo, durante la resolución de un problema particular no es suficiente la aplicación de estrategias generales, también se requiere de estrategias específicas adecuadas a los propósitos y características particulares de las actividades y el contexto. Por ejemplo, para elaborar un cuento, es necesario conocer su estructura y su función comunicativa. Estos dos tipos de estrategias (generales y específicas) son complementarios, y en AJ se prom­ueven de manera coordinada.